La época estival es uno de los mejores momentos del año para el trabajo desde casa. Tener más horas de luz y una temperatura agradable en interior son algunos de los beneficios de los que puedes disfrutar si haces teletrabajo en verano. Pero para ello, es fundamental que adaptes los muebles de tu oficina.

Hay equipamiento básico que debes tener en cualquier época del año:

- Conexión a Internet.
Mesa amplia con espacio suficiente para desarrollar tus tareas.
Silla ergonómica.
- Mobiliario para almacenar documentos.

Para teletrabajar en verano, lo ideal es tener una zona independiente de trabajo para estar a salvo de distracciones, especialmente si tienes niños en casa. Sin embargo, ajustar tu zona de trabajo para aprovechar el verano no requiere de grandes reformas ni obras, sino de una buena planificación.

Mantener la temperatura y luz ideales

En verano las temperaturas siempre suben, y por ello es importante identificar qué orientación tiene tu hogar y qué zona es la más fresca para poder desarrollar el teletrabajo en verano sin tener que hacer un gran gasto en ventilación artificial. 

La temperatura de tu home office proporciona el confort ambiental junto a la iluminación y el ruido. Se recomienda mantener la estancia entre 23º y 26º y con una humedad del aire de entre el 30% y el 60%.

Además, ¿sabías que la luz influye en tu productividad? Algo muy evidente pero que no se debe pasar por alto, es que el puesto de trabajo debe estar cerca de una ventana para obtener luz natural y ventilación. En el caso que no sea así, es necesario tener una buena iluminación artificial que alumbre correctamente sin sombras ni reflejos el lugar de teletrabajo.

En verano, menos es más

La llegada del buen tiempo es la época perfecta para hacer limpieza en el home office. Durante el invierno, tendemos a acumular papeles y objetos que no utilizamos en nuestro día a día. Siempre se dice que un espacio ordenado es sinónimo de una mente ordenada. Te recomendamos quitar de la vista todo aquello que no te sirva, archivar documentos que no vayas a utilizar y mantener tu mesa de trabajo limpia y ordenada.

Eliminando obstáculos, dispondrás de un espacio limpio y reducirás las interrupciones y distracciones en tu home office. Con ello, podrás mantener un alto rendimiento y bienestar mientras teletrabajas en verano.

Apuesta por los colores claros

Al elegir el color de tu oficina de teletrabajo en verano, te recomendamos optar por colores neutros y claros como el blanco o los pastel. Son tonos que siempre son tendencia y facilitan que el espacio se vea limpio y aporte tranquilidad y relajación.

Esta armonía puedes combinarla con muebles de oficina en tonos vivos. EFIT es una silla de oficina con marco blanco y tapizado con varios tapizados disponibles: azul, amarillo o naranja, entre otros. Además destaca por su ergonomía, que recoge el cuerpo y disminuye riesgos asociados a una movilidad restringida, posturas inadecuadas y sus consecuencias negativas sobre la salud. El confort siempre es tendencia, tanto en verano como en invierno.

Crea un espacio verde

Las plantas siempre son una opción a tener en cuenta en la decoración del home office o en cualquier estancia. Y es que tienen múltiples beneficios. El más conocido y beneficioso para la salud es que aportan oxígeno al ambiente y purifican el aire de la estancia. 

Incorporar plantas también es ventajoso para el teletrabajo en verano, ya que regulan la temperatura y humidifican el ambiente. Además, atenúan los ruidos y su color es sinónimo de relajación y armonía. Todo ello, las convierte en un must en cualquier despacho en casa.